¿Existe el amor verdadero?

Todos los problemas tienen la misma raíz: el miedo, que desaparece gracias al amor; pero el amor nos da miedo.
Anónimo

Muchas personas me consideran un romántico y varias veces se han sorprendido cuando les digo que no existe tal cosa como el amor verdadero. Esas personas pueden sentirse decepcionadas de mi y considerarme un frío y amargado hombre que no ha conseguido el amor en su vida. A simple vista parece que tienen razón pero entonces yo les pregunto ¿Qué es el amor verdadero?

Cada persona ha usado la frase “amor verdadero” muchas veces en su vida para expresar un sentimiento que se destaca por encima de los demás y que no puede ser igualado por ningún otro. En el amor verdadero confluyen la compasión, el sacrificio, la empatía, el perdón y otros sentimientos que expresan una conexión entre una persona y quienes le rodean. Todo eso está muy bien. Pero para hablar de amor verdadero hay que considerar la existencia de un amor falso.

Un amor falso es un sentimiento de atracción o apego que se confunde con un amor verdadero y puede considerarse como un amor fingido. En ciertas ocasiones se confunde el amor con el deseo y éste puede ser considerado un falso amor. El falso amor no existe, simplemente es la falta de amor.

El amor es un sentimiento infalsificable. La conexión existente entre los seres humanos, sea cuantificable o no, se genera de manera espontanea y corresponde a la naturaleza misma de nuestras almas. En nuestra naturaleza sólo existe el amor, no es verdadero ni falso, solo amor.

La manera en que el humano se relaciona con otros puede medirse a través de la energía del amor y las diferentes formas en que se manifiesta. Existen varios niveles de amor que se pueden resumir en tres etapas principales: amor eros, amor filial y amor ágape.

En el amor eros está presente la atracción sexual con los sentimientos de protección, cuidado y satisfacción mutua. El amor entre personas que comparten intimidad no tiene por qué ser diferente al de una madre y su hijo, sólo que se manifiesta de forma diferente; en ambos casos puede existir la necesidad de protección y apego. El problema con el amor de pareja es la confusión del amor con el deseo. El sexo no es amor y el deseo no es un falso amor. El deseo y el amor pueden coexistir pero son dos sentimientos independientes.

El amor filial se estable entre los seres humanos con una conexión de amistad y empatía. Hay amor entre padres, madres e hijos,entre hermanos,entre amigos, incluso una persona puede sentir amor por su mascota o por la naturaleza. El amor filial es más intenso y pero no diferente del Eros ya que solo carece de atracción sexual.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

El amor ágape es la máxima expresión de amor y está muy relacionada con el sacrificio por otros y la caridad. Pocas personas en la historia han demostrado éste nivel de amor por lo cual es vinculado con el “El amor de Dios” o el amor inspirado por Dios.

Entonces, ¿Por qué usamos la frase “amor verdadero”? Es usado tan seguido que se ha convertido en un argumentum ad populum. Sería lo mismo decir “agua verdadera”. No existe el agua real o la falsa, solo agua. No hay nada que reemplace el agua y por mucho que busquemos tampoco hallaremos nada que sustituya el amor. El simple hecho de buscar un sustituto al amor es una idea descabellada.  En tal sentido, el amor es único y por lo tanto irreemplazable.

Y. J. Rivas

@yjrivas

Anuncios

6 comentarios en “¿Existe el amor verdadero?

  1. Me alegro que hayas recordado los tres tipos de amor, está perfecto.
    Comparto plenamente el juicio a lo “verdadero”.
    ¿Y qué pasa con el polimamor?
    No sé si es un amor verdadero, pero creo, para lo que creen, que Dios o aquello que se le parezca, ama de un modo superior, perfecto, de lo cual estamos muy lejos, pero tenemos la capacidad para amar a más de una persona y de varias formas diferentes.

    Le gusta a 1 persona

    • Es más bien una manera de recordar que no hace falta decir que el amor verdadero porque el amor es verdadero. Todos tenemos esa capacidad de amar pero no nos sacrificarnos por otros por miedo a ser lastimados.

      Me gusta

Dime que piensas

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s