La belleza de la inteligencia.

Ginoide, Cyborg

Si lo pensamos detenidamente, tenemos muchas razones por las cuales temer a las máquinas: son más fuertes, son más rápidas y pueden vivir mucho más que cualquiera, por más saludable que este sea. Las máquinas son, en su mayor expresión, una imitación de la fuerza natural reforzado por el ingenio humano y su capacidad para alterar los elementos.

Desde que la robótica y la computación predijeron la llegada de la inteligencia artificial, nació un temor conjunto, una reacción natural ante una posible amenaza de que las máquinas fueran más inteligentes que nosotros y que con el tiempo, llegaran a dominarnos o, en el peor de los casos, aniquilarnos. Pero puede que este singular escenario no sea realmente una guerra apocalíptica sino una batalla filosófica y legal que consista en establecer o reafirmar qué es lo que realmente nos hace humanos.

Sigue leyendo

Anuncios

Humanos por convicción, bestias por elección.

El coraje puede ser un poderoso aliado. Si se usa debidamente, puede brindar el valor y la fuerza suficiente para lograr el objetivo deseado. Pero por otro lado, si no se sabe controlar, puede causar grandes desgracias, desencadenando la ira y la violencia. Esta última causa tantos estragos como un virus, contaminando el pensamiento y la conducta humana.

Como seres dominante del mundo, los humanos definimos el destino del planeta. La naturaleza humana es en sí misma, una extensión del orden natural establecido a lo largo de millones de años. Las teorías filosoficas más prominentes establecen al ser humano como centro del universo. Incluso la religión cristiana lo describe como la “imagen y semejanza de Dios”.

La creación de Adán (Creazione di Adamo) por Miguel Ángel, 1511 Capilla Sixtina, Roma. Ciudad del Vaticano

La creación de Adán (Creazione di Adamo) por Miguel Ángel, 1511
Capilla Sixtina, Roma. Ciudad del Vaticano

Los seres humanos podemos ser violentos por naturaleza, pues estamos formados por instintos animales. Pero desde un punto de vista religioso podemos encontrar en la tesis “Discurso sobre la Dignidad del hombre” de Giovanni Pico della Mirandola, pensador nacido en la Italia renacentista, una referencia al Génesis bíblico que establece que el humano no tiene naturaleza.

La naturaleza de las demás criaturas la he dado de acuerdo a mi deseo. Pero tú no tendrás límites. Tú definirás tus propias limitaciones de acuerdo con tu libre albedrío. Te colocaré en el centro del universo, de manera que te sea más fácil dominar tus alrededores. No te he hecho mortal, ni inmortal; ni de la tierra, ni del cielo. De tal manera, que podrás transformarte a ti mismo en lo que desees. Podrás descender a la forma más baja de existencia como si fueras una bestia o podrás, en cambio, renacer más allá del juicio de tu propia alma, entre los más altos espíritus, aquellos que son divinos.

Quizá la naturaleza del humano sea no tener naturaleza ¿O es acaso, la de determinar su propio camino?  No es la primera vez que me encuentro con esta dicotomía humana. En ciertas ocasiones he mencionado la predilección del hombre por la justicia y la generosidad y he tenido que admitir el insano juicio de este, en caer en la perversidad y la ira. Todo esto se reduce a simple elección. Es perturbador pensar que el ser humano es vil y pérfido por preferencia ¿No es acaso, el libre albedrío un regalo divino?

Sabemos que el razonamiento es lo que nos diferencia de las bestias porque se nos dio el «dominio sobre los peces del mar, sobre las aves del cielo, sobre los ganados, sobre toda la tierra, y sobre todo reptil que se arrastra sobre la tierra» (Gen. 1:26). ¿Por qué entonces, nuestra conducta es menos noble que los animales que presumimos inferiores?

En palabras del escritor Hemingay, «no hay nada noble en ser superior a los demás. La verdadera nobleza consiste en ser superior a tu antiguo yo». Supongo que lo tomó en consideración antes de suicidarse. Pero la realidad es que si somos superiores a todas las criaturas, también lo son nuestros errores. En la guerra por ejemplo, y parafraseando a Gabriel García Márquez, justificamos las atrocidades del enemigo para cometer impunemente las propias.

Soldado

Soldado

Podemos ser ángeles y demonios, ascender en nuestra existencia y construir un mundo armonioso, y como ‹seres animados maravillosos› (Pico della Mirandola. 1463-1494) somos un milagro en la creación divina. Sin ánimos de caer en dogmatismos me urge establecer necesidad del hombre por conocer la verdad a través de distintos caminos, entre los cuales la religión, aun cuando esté llena de ambigüedades, parece ser el más exitoso.

Al decidir que camino debemos tomar, bien sea por una filosofía religiosa o por un pensamiento ético y moral como justas bases para una sana convivencia y pleno desarrollo de un ser racional para luego ser llamados “personas” comenzamos a generar un verdadero cambio en la sociedad y en nosotros mismos. El concepto de persona, como se puede leer en la página definicion.de, es un «ser con poder de raciocinio que posee conciencia sobre sí mismo y que cuenta con su propia identidad». Por lo tanto, esta no responde al mismo sentido de ‘humano’ que responde a términos únicamente genéticos, sino que es una extensión de la existencia de este por medio de la experiencia en el entorno.

man-670832_1280

En tal sentido, decimos que hay buenas personas y malas personas y aunque la influencia del entorno es vital para el desarrollo, al final lo que cuenta es la elección. Podemos crear un sociedad en la cual el amor, sea considerado fundamental en la «naturaleza humana ideal». De lo contrario, nuestra serpiente interna descenderá hasta revelar nuestra bestia interior, desatando miseria y dolor en cada rincón. No tenemos que creer en las palabras bíblicas, ni en la idea de cielo o en un infierno, pero basta con observar el mundo que hemos construido para entender nuestro ámbito de poder.

Hay que establecer los límites entre lo que podemos hacer y lo que debemos hacer. Todos en algún momento hemos saboreado la ira, nos hemos sentido furiosos y hemos estallado con violencia. Unos más que otros, lo que crea una diferencia entre alguien irritado y alguien cuyos límites están más allá de la crueldad. Pero cuando reconocemos que nuestro raciocinio es lo que verdaderamente nos hace personas, comprendemos que no podemos dejarnos llevar por el deseo y pensar que todo es posible porque tenemos el derecho y la libertad plena de hacer con nuestro mundo lo que queramos. Enrique Moros, en su ensayo sobre La Naturaleza Humana expone:

La calidad de un hombre bien puede medirse en cierto modo por aquello que le resulta vedado, por aquello que considera sagrado, por las convicciones a las que no está dispuesto a renunciar ni siquiera a relativizar. Pienso que nadie puede vivir tranquilamente al lado de alguien que todo lo cree posible e incluso cree posible hacer todo, porque si todo es posible entonces todos estamos en peligro, incluso él mismo.

Es indiscutible, que los humanos somos seres sociales y que toda nuestra conducta no obedece únicamente a una carga genética ancestral sino que también influye la experiencia en un entorno social. La violencia es consecuencia de una experiencia traumática, donde el sujeto está expuesto a actos de violencia es los primeros años de vida, pero ¿No es esta la forma en que justificamos la violencia con la violencia?

logo, YjRivas, Blog, WordPress

Referencias

Della Miradola, Pico. Discurso sobre la Dignidad del Hombre. Ensayos para pensar. Recuperado el 15 de octubre de 2015 de: editorialpi.net

Moros, Enrique. (2009). La Naturaleza Humana. Contribución crítica a la argumentación a favor del aborto y la experimentación con embriones. Thémata. Revista de Filosofía. En linea] Número 41. 2009. Recuperado el 15 de octubre de 2015 de: institucional.us.es

Definición.de. Persona. Recuperado el 15 de octubre de 2015 de: definicion.de

Imágenes extraídas de :

www.pixabay.com

Probably we should go to “The Earth 2.0“, but probably not.

Kepler 452b by NASA

Since I have seen the discovery of new planets by NASA, I imagined myself living an extraterrestrial life, in a new world with new people in a community as a promise of a better civilization. For a while, I’ve been thinking move away from this planet. I want to leave this Earth behind and start a new life far from this galaxy. I have many reasons to leave this Earth  and go to the “Another Earth” and probably you should  go with me… but probably not.

WORLDS: Other planets have been discovered but Kepler-452b is the closest yet to Earth. Found on http://www.dailystar.co.uk

I’ve seen the wonders that exist in many places, but I have also seen the ruins of what was once beautiful. War, genocide, disease and corruption degraded the dignity of man and perhaps this Earth will soon fight the virus of humanity to survive in the darkness of the universe … as it always has.

But I also wondered: What if this new world is colder?, What if this new world does not want me there?What if that world was better off without me, without any of us? What if it’s already inhabited? We’ll arrive like pests in the field, to consume the resources and spread our deficiency.

I’m not the best man on this planet, and frankly I do not know what to do to make a better world. I just write horror stories and tales of dystopian worlds, but when I fence to distant worlds that are hidden in the vast darkness of the cosmos, I probably will know what really means to be a human.

When you are away from home, you know what it means to have a home.

The new word needs new humans. YJRivas

The new word needs new humans. YJRivas

A new planet means a new civilization, a new beginning for all mankind. Do we forget what we have done here, in our homeland?

I know that one day the humanity will remember the interest in nature, and will use the science properly without underestimating the philosophy, then the human will rise into a new era of knowledge.

Probably we should go to The Earth 2.0, and probably not.

Probably we should go to The Earth 2.0, and probably not.

We must learn from our mistakes here and not leave our land simply because they do not give us your blessing or because she is dying. We must leave this world —as the seed leaves the tree— to spread throughout the space the foundations for a new world so that the whole universe vibrates with the beautiful sound of life and love of humanity.

If any of us have the opportunity to go to a new planet in the near future, we should bring the knowledge of our race; without flags, without distinction and without prejudice.

children-214437_1280

It is a possibility that we’ll cry because we will miss our families, our friends and our lifestyle, but I know that wherever we go, The Earth and all who dwell in it will go with us. If We take the love of all humanity with us, we won’t be alone.

If I ever have the chance to go to one of these new planets, I will go with millions of people who will be watching at the sky, with the hope that one day, i will be pointing to heaven and saying to those people born on Earth 2.0: We come from the stars.

Y. J. Rivas

tumblr_n4d31y2q1i1rnbafjo2_400

Riqueza y Carencia – 4 clases de personas

A veces me despierto con ideas como esta, y no me queda otra mas que escribirla.

Es contradictorio imaginar que las personas que han tenido que luchar desde temprana edad para conseguirlo todo, al final se comporten como unos miserables. Y es que son aun mas ruines que aquellos que le precedieron. No entiendo la razón de humillar a quienes intentan superarse; sabiendo perfectamente lo que a ellos mismos le costó para lograr sus sueños. ¿Qué les da el derecho de hostigar a sus semejantes?

He escuchado muchas veces que la causa es “que el mundo es cruel”  y por lo tanto, ellos son crueles con sus congéneres…y aun mas crueles que el mundo. ¿Acaso olvidaron lo que sufrieron? ¿O es que no sufrieron lo suficiente? ¿Olvidaron las veces que rogaron a Dios para que levantara sus penas? Y si no sintieron que Dios los ayudó ¿Quién fué entonces, el hombre? Si es así, ¿Por qué no devolver el favor y ayudar al hombre?  Sigue leyendo

Mundo

Aquí vamos de nuevo, intentando forjar un destino promisorio en un mundo apremiante. Las calles están llenas de hombres y mujeres ciegos y sordos, hablan tan alto que ellos mismos no alcanzan a entenderse. ¿Acaso se dan cuenta que todo es una ilusión? Las personas van y vienen, siguiendo una programación determinada. La lucha por sobrevivir forma parte de un código natural, establecido mucho antes de la civilización pero hay algo, una variable que no fue considerada: el progreso tecnológico. Este parece que avanza mucho más rápido de lo que lo hace la mente humana ¿Estará relacionada la evolución tecnológica con la evolución humana? ¿Son la misma cosa?

Todos en el ancho mundo son como hormigas en un gran campo, haciendo lo que deben hacer para mantener sus colmenas en pie bajo la tierra. Elegimos gobernantes para que tomen la decisión que no podemos tomar. Partidos políticos, sectas y religiones se alzan cada día en todo el mundo prometiendo bienestar y verdad. Ellos no son causa, son consecuencia de nuestra ineficiente gestión de libertad y nuestra reducida visión de la verdad. ¿Pero de que otra manera podemos ser libres? llevamos una gran venda en los ojos y cuando por fin creemos que nos la hemos quitado, otra venda más grande y densa se posa sobre nosotros. Entonces ¿Es la verdad el final o solo es el camino?

¿En que piensan todas las personas que van y vienen en las calles? Una multitud de personas andan en todas direcciones; al trabajo, a la universidad, a sus casas, a la guardería de sus hijos… y todos mantienen sus ojos sobre el pavimento, cuidando cada paso. ¿Quienes se atreven a detenerse solo un momento a pensar el por qué están haciendo todo lo que hacen? ¿Ha sido decisión suya o es la decisión de alguien más? Todo se reduce a control. Control sobre nuestras vidas y control sobre todo lo que nos rodea pero nada está bajo control y al mismo tiempo todo está en su justo lugar como las piedras en un río, aparentemente al azar.

Empatía, comprensión y camaradería: 3 pasos para la insensatez.

En nuestras vidas intentamos ser aliados de las personas porque existe una supuesta regla social que determina que, siendo personas sensibles, debemos apoyarnos los unos a los otros, incluso cuando estamos cometiendo errores. El miedo a ser aislado del entorno social nos puede impulsar a encubrir actos incorrectos en otras personas. Por un lado, podemos evitar que otras personas tomen una decisión equivocada, pero no siempre es así. A veces una determinada relación, bien sea de amistad, amor o de negocios, sugiere que debemos leales y eso significa <>.

En primer lugar tenemos la empatía; esta capacidad de sentir lo que otro ser humano siente, es adquirida y desarrollada con la interacción y muchas veces es la única forma de ser aceptado en un entorno social, pero esta <<sensibilización>> no garantiza que hagamos lo correcto. La empatía puede ser beneficiosa para desarrollarse personalmente pero si lo pensamos adecuadamente, significa que esa otra persona (y también nosotros), pueda hacer uso de las habilidades empáticas para aprovecharse de la situación y la manipulación.

Nuestra capacidad para <> puede ser un arma de doble filo, pues al tratarse de un estado enteramente emocional, nos aísla de pensar razonablemente sobre una situación determinada. En la página suite101.net podemos encontrar un artículo sobre los <<Beneficios y desventajas de las capacidades empáticas>>  en el cual, el programador Iñaki Diez  escribe:

La empatía es una poderosa herramienta, pero su uso puede acarrear tantos problemas como soluciones aporta. El empático deberá determinar, en cada caso, y de forma objetiva, las conclusiones sobre su interlocutor en base a otros estímulos. En este sentido, la empatía es una poderosa aliada, pero el juicio racional y el pensamiento reflexivo serán siempre los que determinen las mejores actuaciones ante cada situación en la vida.

Esto significa que no podemos dejarnos llevar únicamente por la empatía para establecer relaciones personales porque nos puede llevar a conclusiones y sobre todo, a tomar decisiones erróneas. Es muy común que lleguemos a un punto donde nos decimos: <<¿Por qué me dejé llevar?>> o en algunos casos <<“sentí” que tenía que hacerlo por él (ella)>> incluso cuando sabíamos que estábamos cometiendo un error o en el peor de los casos;un delito.

Por otro lado, tenemos capacidad de comprender; que significa <> y es usado también para definir la capacidad de entender los sentimientos de otras personas y adquirir una actitud de tolerancia. Adquirimos una actitud comprensiva para evitar un enfrentamiento con otras personas, lo que significa una postura estoica moral.

No podemos ser tolerantes todo el tiempo y por lo tanto no debemos creer que tenemos que ser totalmente comprensivos. Parafraseando a Voltaire:  todos cometemos errores y es la razón por la cuál debemos tolerar los errores de los demás ;eso no significa que tengamos que unirnos a ellos en la insensatez sino comprender que no podemos tomar las decisiones correctas sin conocer antes las equivocadas; que todos aprendemos por el error aunque no hay peor error que tratar de justificarlo.

Aunado a esto, la camaradería nos ofrece una sensación de apoyo, una relación de fraternidad invaluable difícil de hallar en cualquier esquina. Si en la solidaridad, no somos fiel a nuestros propios valores y principios, podemos perder toda posibilidad de ser los dueños de nuestras decisiones y hacer algo que no queremos o que creemos incorrecto, con el fin de satisfacer los deseos del otro basándonos en un tratado de amistad y confidencialidad.

Seguramente se preguntarán ¿Qué pasa si soy yo quien se impone ante otros? La empatía, la comprensión y la camaradería son herramientas muy útiles para tener éxito en la vida y en algún momento seremos manipuladores y otras veces los manipulados. No tenemos que volvernos paranoicos; creyendo que todo el mundo quiere manipularnos transformarnos; ni en sociópatas para vivir bien, pero si hay que establecer las diferentes entre lo que <>.

Seguramente estarán escandalizados por mi insensibilidad pero a veces hay que dejar los sentimientos a un lado y usar el razonamiento lógico para tomar las decisiones correctas o evitar que los demás tomen las decisiones equivocadas. No hay por qué tener miedo de fijar su juicio ante una situación para no caer en crisis. El conflicto siempre existirá y es la consecuencia de la diversidad, no debemos desesperarnos pero tampoco estar indiferente.

Algunos adoptan una postura más diplomática, en la que exponen su desacuerdo sin iniciar una disputa.  La comprensión de las cosas y la creencia de que se comprende la cosas son dos cosas diferentes, y más aun si le añadimos a la receta, los sentimientos. Esta benevolencia puede significar que aceptemos todo, todo el tiempo donde los derechos y las obligaciones son el núcleo de todo acto moral pero ¿Cómo ser comprensivos ante las tonterías, ante la falta de buen juicio?

Créditos :  vía suite101.net

Electroadicto

Mis herramientas de trabajo se han reducido a solo tres cosas: una laptop, una tablet y un celular. Estas modernas máquinas se han convertido en una trinidad para mi, permitiéndome manejar gran cantidad de información con un uso mínimo de espacio y son tan necesarias para mi que no imagino mi vida sin ellos… y eso me asusta.

En la actualidad usamos estos aparatos para nuestra vida diaria y comienzo a pensar que ya no son una herramienta para mejorar nuestras vidas; son nuestras vidas. En reiteradas ocasiones – y tengo que agradecer al ineficiente gobierno- los apagones me han dejado incomunicado y con mi trabajo sin terminar, lo que me genera mucho estrés.

Pero entonces recordé que, cuando no tenia recursos para comprarme uno de estos suntuosos aparatos, estudiaba y escribía usando las más antiguas de las herramientas: papel y lápiz. Estos instrumentos me permiten hacer uso de la información sin necesidad de tener acceso a la electricidad.

El problema es que si quiero hacer una presentación en Power Point, Prezi o Google Drive no puedo hacerlo en un papel, pero al menos me permite hacer bosquejos o croquis de lo que quiero hacer y no perder completamente el tiempo mientras espero el retorno de la energía eléctrica.

laptop-601536_1280

Si leyeron <<Gravedad y Amor>> les confieso que lo escribí en papel a la luz de las velas y luego lo edité en mi laptop, pero como no tenia Internet, lo hice en Office para posteriormente publicarlo en WordPress… todo un protocolo. Pero mis antiguos relatos como: El rito del asesino o Mi Bella suicida, fueron escritos en papel, en un libro que uso únicamente para escribir poemas o relatos breves y luego de que creara este blog, los edité y publiqué. Todavía me considero fiel al papel y a veces prefiero leer un libro impreso a un ebook.

Imaginen que en este preciso momento toda actividad eléctrica cesara, volveríamos a la época antes de la invención de la bombilla, de hecho ni podríamos usar el microondas y si su cocina es eléctrica pues tendrá que hacer uso de un fogón a leña, desafortunados aquellos que viven en las grandes ciudades. Sé que esto nos causa terror, la pregunta es ¿Por qué tiene que causarnos terror? Probablemente tengamos que aprender o recordar, como era la vida sin la electricidad.

El acceso a Internet es tan necesario hoy en día que si, en un evento desafortunado, nos despojaran de este recurso, el mundo colapsaría. Claro que, más importante que el Internet es la electricidad y francamente no siento que debamos convertirnos en unos adictos al uso de la electricidad porque si de pronto un meteoro cayera, hubiese una gran erupción solar o simplemente seamos victimas de un ataque premeditado, sufriríamos un terrible ataque de ansiedad. No es que sea un fanático del desastre pero un escenario así es muy posible y debemos pensar en una manera de sobrevivir si algo así llegara a pasar.

¿Que tan buenos son los deseos?

Se dice que la paciencia es una virtud. Nos hacen recordar que querer las cosas con desesperación nos lleva a la frustración y justamente en el camino de la felicidad nos encontramos con el desconsuelo. Pero querer las cosas aquí y ahora puede que sea parte de nuestra naturaleza. Nuestra existencia en el mundo es muy efímera en comparación el mundo mismo y aunque no todos estemos de acuerdo,en el fondo sabemos que nuestra lucha por la existencia comienza antes de nacer.

En la filosofía Rosacruz se enseña que el hombre posee cuatro vehículos, siendo el tercero “El cuerpo de Deseos” que es un vehículo de sentimientos, ansias, anhelos y emociones. Es responsable de las acciones, y se complace en actuar sin ataduras. Es imposible vivir sin emociones, sin anhelos pero comprender que los deseos son sólo ilusiones, nos ayuda a seguir nuestro camino, son como las piedras en los ríos que lastiman nuestros pies cuando queremos cruzarlo.

Muchos de nosotros no comprendemos que solo somos parte de la corriente del gran río de la vida y nos queremos ver como seres ajenos a él. Gastamos nuestra energía intentando escapar de la corriente, creamos armas con nuestras mentes para sentirnos seguros.

cfafb0189fed0fd54e2efb15008a1ac0

Hay un poema de W. H. Auden llamado “The Age of Anxiety” que capta esa parte de nuestras vidas donde buscamos ese cambio en nuestras vidas. En uno de sus versos, dice lo siguiente:

“Preferimos la destrucción al cambio

primero morir en medio del temor

que escalar la cruz del momento

y dejar morir nuestras ilusiones.”

Nos aferramos al deseo, preferimos morir antes que cambiar y en nuestras ilusiones buscamos el mayor éxito y si no ocurre nos enojamos, nos frustramos y nos decepcionamos, del mundo y de nosotros mismos. Todo esto nos llevaría a un sencilla pregunta ¿Qué hay de malo con tener metas? No hay nada de malo en plantearse metas, es natural hacerlo pero el problema es aferrarse a los resultados.

Entonces ¿Qué hay de malo con querer que nuestro mundo personal cambie de un día para otro? pues la verdad, no hay nada de malo en eso, es normal desear, pero cuando nuestros deseos se transforman en lo único que importa es cuando comenzamos a crear turbulencia en nuestro río, un río que no es sólo nuestro sino que pertenece a todos a nuestro alrededor, conectándonos en una sola energía.

241528ee9f112e764d36ced4c6a5aeb9

Uno de los pensamientos fundamentales del budismo iniciado por Nichiren Daishonin es que “los deseos mundanos son la iluminación y que los sufrimientos del nacimiento y la muerte son el nirvana”. (NICHIREN : Gosho zenshu, pág. 821.)

Daisaku Ikeda, presidente de la Soka Gakkai International, escribe:

“La causa fundamental de la infelicidad en que vive la gente es la tendencia a desarrollar apegos de la más variada índole. Un apego, así como suena, es una sujeción que nos mantiene ‘atados’ en algún aspecto de nuestro corazón (…)No es cuestión de erradicar los apegos, sino de verlos claramente.

(IKEDA, Daisaku: Disertación del presidente Ikeda sobre los capítulos “Hoben” y “Juryo” del Sutra del loto.)

Pero no todos los deseos generan problemas sino aquellos que exigen una satisfacción ¿Cuantas veces han ido a un río y creado una presa con las piedras para mantener toda el agua el tiempo suficiente para mayor comodidad? Bloqueamos el flujo natural del río para satisfacernos a nosotros mismos cayendo en el egoísmo.

Por supuesto que nosotros mismo no podemos modificar nuestra conducta, el ‘yo’ no puede arreglar al ‘yo’ porque entonces comenzamos a pensar “No me esfuerzo demasiado” , “no hago nada bien”, “no hago suficiente” y no lo será, porque nunca nada sera suficiente para nosotros mismos. Exigimos al mundo y nos exigimos diariamente para cumplir esos deseos, esas exigencias personales.

Si nos esforzamos para cumplir una determinada meta que logrará por fin satisfacer la necesidad del éxito y no es así, entonces caemos en la decepción y nos sentimos fracasados. Tenemos que aprender a visualizar correctamente las metas, sabiendo que tan útiles son para nuestra vida y si son reales o no.

Ser pacientes no es esperar los resultados sino también reconocer cuando buscamos algo innecesario en nuestra vida y de que manera nos estamos estancando en esos pozos de agua que hemos querido construir.

Ayudar o no Ayudar

No voy a pretender que soy un buda viviente o que soy el “buen samaritano” pero desde muy pequeño se me ha enseñado que debo ayudar a las personas, que debo ser amable, respetuoso y cordial. Pero lo más importante es que me enseñaron a ser agradecido. Desafortunadamente he llegado a entender que a muchos de mis “amigos” no les enseñaron eso y he comprendido que no debo ayudar a nadie a menos que me lo pida más de una vez porque entonces sabré que realmente lo necesita y así enseñarle a ser una persona agradecida.

Yo detesto cuando las personas usan la frase “dar sin esperar nada a cambio” porque la usan para justificar su falta de agradecimiento o cualquier conducta o comportamiento hipócrita. El problema es que pensamos en el “yo” y el ego se hace tan grande que es lo único relevante. No piensan en la otra persona, en los sacrificios que hace por ayudar y que al final del día sólo reciben un “No pedí tu ayuda”. Yo pienso que si su ego es muy grande también lo debe ser su capacidad para salir por sí solo, del problema que se le presente. Es un error ofrecer ayuda a quien no nos la pide, a menos claro que esté dentro de tus responsabilidades o sea parte de tu profesión… pero a nivel personal, es un error, “no hay que darle perlas a cerdos” es decir, no hay que gastar energías en quien no valorará tu ayuda y no lo valorará o agradecerá…

Entonces ¿Por qué ofrecer – la ayuda- en primer lugar? Las personas dirán que es una forma de demostrar amor al prójimo, que se deber tener empatía y que a veces muchas personas realmente no saben que hacer… Tiene truco ¿Cómo sabremos si una persona es agradecida o no? La trampa es que, para saber si una persona es agradecida o no, es ayudarla en primer lugar y no esperar agradecimiento o cualquier otra recompensa pero si esa persona no valoró la ayuda ofrecida entonces no la merecía… la necesitaba solamente. Necesitar ayuda es una cosa, merecerla es otra. Nos damos cuenta de quien merecía la ayuda justo después de haberla ofrecido.

De vez en cuando hay quienes siente misericordia y ayuda aún cuando saben que la persona no agradece. La ayudan y ayudan hasta que la persona se acostumbra a la ayuda de los demás y se transforma en un verdadero imbécil. Una forma de demostrar este amor en cuestión, es la enseñanza a ser agradecidos y también a ser eco del amor que se les ofrece. Las personas hablan por hablar, repiten las frases de grandes autores y publican clichés en facebook pero no internalizan la enseñanza y en la práctica no hacen esfuerzo alguno por mejorar, convirtiéndose en auténticos “loros” que hablan sin saber lo que dicen. Las personas aprenden a ser agradecidos una vez que todos les dan la espalda porque en ese momento se dan cuenta de cuanto necesitamos el apoyo de los amigos, familiares o cualquier persona. En esa enseñanza también hay amor y valdrá más que cualquier ayuda.

Las mentiras de la web

“Interpretar, contar historias: eso es lo que la gente hace.”

La red está llena de mentiras. Muchas personas usan el Internet para reinventarse, promoviendo aquello que les gustaría ser y ocultando lo que odian de si mismos. Los blog han promovido por años, el ideal de compartirse con el mundo pero “el ideal” es compartirse tal cual somos, no inventando un nuevo “yo” según los estándares de un mundo globalizado o de prejuicios ajenos. En Internet cualquiera puede pagar para ser popular, no se necesita tener una buena personalidad o ser bueno en algo. Sabemos que el ser humano tiene muchas máscaras para ocultar el verdadero yo, no obstante la red ofrece la oportunidad, no sólo de ponernos una máscara si no que además, permite la construcción de un ser totalmente nuevo.

Mi caso por ejemplo, obedece a que casi no hablo de mi mismo, quizá por temor a parecer egocéntrico. Me gusta concentrarme en lo que realmente interesa a la gente; mis poemas, mis relatos, alguna curiosidad o cualquier noticia de interés. Esto no quiere decir que oculte mi yo, pues es suficiente (pienso yo) compartir mis ideales y mis pensamientos para que se hagan una idea de quien soy.

Cuando una persona se siente rechazada en el mundo real busca una manera de sentirse aceptado y hace lo que sea por agradar a otros. Si las personas mienten personalmente a diario ¿Por que no hacerlo en internet? En la web no tienes que darle la cara a nadie y si no puedo ser alguien en la vida real, lo seré en Internet. A veces esas mentiras pueden ocasionar grandes daños o confusiones hasta que se descubre la verdad. Por desgracia, la verdad se conoce cuando ya hemos dormido con la mentira.

En Internet podemos ser quien queramos; podemos ser fotógrafos, escritores, periodistas e incluso actores o animadores pero es probable que en nuestra realidad jamás seamos algo de eso pero ¿Que es realmente la realidad? ¿Lo que hago en internet no es real? La verdad es que es tan real como cualquier otra cosa, la única diferencia es que en Internet no hay ninguna recompensa monetaria hasta que alcanzas una cantidad considerable de seguidores o visitas. Pero entonces muchos dirán: “no lo hago por dinero” y eso está muy bien porque después de todo; el fotógrafo,  toma fotos; el escritor, escribe y el periodista es aquel que investiga y difunde una información que debe ser de dominio público. Pero la web ofrece un falso reconocimiento y sentimiento de autoestima.

No quiero decir con esto que muchos bloguers no sean lo que dicen ser en Internet. No quiero hacer una falsa generalización. Pero en Internet todo se basa en la popularidad y probablemente en la vida real no seamos tan populares. Recordemos que los blog o canales de youtube, twitter y facebook son gestionados por nosotros mismos para promovernos, a menos claro que tengamos a un equipo de publicitas y diseñadores o contratemos a un community manager para que mantenga al día nuestra página y a nuestros seguidores.

Al contrario de la vida real, en Internet se paga para se popular. No es necesario que tengas una muy buena personalidad pero si tienes dinero, en Internet puedes ser muy popular. Tal es el caso de Santiago Swallow, un personaje que fué muy famoso en la red, cuya biografía en Wikipedia lo describía como “orador motivacional, educador y autor” dedicado a “entender la cultura moderna en la era de redes sociales, medios globalmente interconectados, contenido generado por usuarios e internet”.. Swallon tenía 80.000 seguidores en twitter que esperaban la publicación de su libro. El problema es que Santiago Swallow nunca existió.

El reconocido pero falso autor fué una creación de Kevin Ashton, quien acuño la frase “la internet de las cosas” . Ashton creó a Swallow en apenas dos horas y con menos de US$70. La explicación de como hizo para crear de la nada a una persona tan popular fue la siguiente:

“Generé su nombre en Scrivener, un procesador de palabras para escritores (…) Le di a Santiago una cuenta de Gmail, que fue suficiente para conseguirle una cuenta de Twitter. Luego, en un sitio llamado fiverr.com, busqué a personas que venden seguidores de Twitter. Le compré 90.000 seguidores por US$50…”.

Ashton Kevin. “How to become internet famous for $68”. Revista Quartz

Puedes leer el articulo completo aquí

Al seguir estos pasos y en conjunto con una biografía en Wikipedia, Kevin Ashton demostró que se puede “manufacturar” cualquier personalidad en Internet y hacerla pasar por un verdadero experto, convirtiéndola de ésta manera en toda una celebridad.

Por otro lado, es nuestra responsabilidad tomar en cuenta que la web, como en cualquier otra tecnología de la comunicación, se presta para malas informaciones o “bulos”, no solo sobre una persona en especifico, también sirve para difundir una gran mentira sobre la realidad atrayendo seguidores a un mundo ajeno. Pero contar historias es lo que hacemos a diario, y siempre modificamos ciertas cosas para que la historia sea mucho más interesante. Un escritor sabe eso más que cualquier otra persona y lo entiende. Podemos escribir mentiras basadas en la realidad que percibimos y a eso lo llamamos ficción. A veces la mentira es mucho más interesante que la verdad y que quizá por eso tenga tanta demanda, solo que a veces nos aleja por completo de la realidad y nos sumerge una niebla tan densa que no podemos ver el camino. Que aparezca en Internet no significa que sea cierto.